viernes, 5 de junio de 2015

Negocios con resaca

Un hombre de negocios que, harto de su jefa, decide montar su propia empresa de venta de minerales. Tras meses de fracaso, Trunkman y su equipo (el casi jubilado Timothy McWinters y el joven inexperto Mike Pankake) tienen la oportunidad de cerrar el mejor contrato de su carrera. Tendrán que competir contra su ex jefa en un Berlín abarrotado por la cumbre del G-8, el Oktoberfest y un festival fetichista gay que hará que un viaje de negocios aparentemente normal se convierta en un desmadre. Dos años después de Menudo Fenómeno, el realizador Ken Scott vuelve a la comedia desmadrada, en la que dirige el guión de Steve Conrad, que da rienda suelta a sus inquietudes personales. A través de un viaje de negocios sin demasiadas situaciones demenciales y gags cómicos, Conrad y Scott profundizan en la obsesión, casi psicótica, de los hombres de negocios por conseguir el próximo gran contrato y de cómo ésta repercute en sus relaciones familiares. Vince Vaughn, actor curtido en el subgénero de la comedia de desmadre se pone al frente del trío que completan el dos veces nominado al Oscar Tom Wilkinson (Selma) y Dave Franco (Infiltrados en la Universidad). Tendrán que enfrentarse a la maquiavélica Chuck Portnoy, interpretada por Sienna Miller (El francotirador) si quieren firmar el contrato con la empresa liderada por Nick Frost (Bienvenidos al fin del mundo) y James Marsden (Lo mejor de mí).

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal